.

¿Qué significa ser músico independiente?

Música. Muchas veces ignoramos de dónde viene, quién la creó o cuál es su propósito en el mundo y mucho menos nos preguntamos: ¿qué es la música? Con el pasar de los años, la música ha evolucionado de una manera descomunal, hasta el punto que nos ha dejado un legado infinito.

El 87% de los oyentes o fanáticos de la música, hemos estado acostumbrados a escuchar lo que suena en las estaciones de radio, internet, canales de música o cualquier otro medio de difusión masiva; pero, ¿nos hemos preguntado de dónde salió ese hit o sencillo que tanto nos gusta? Si la respuesta es NO, es necesario saber que “el todo viene de la nada” y es muy probable que ese éxito ‘main’, tenga unas cuantas influencias del ‘under’ que ni imaginamos.

Este preámbulo es para entender y apreciar la música que está en las calles de la ciudad, es para valorar ese grupo de chicos y chicas que tocan canciones virtuosamente mientras esperamos el transporte público, es para admirar a todos esos que comparten su esencia en salas de ensayo, locales y desde cualquier lugar. El under nace en todo aquel rebelde que tiene la necesidad de expresar algo. Es vital que abramos los ojos de una vez por todas y le demos el peso a la música emergente que se merece, porque si bien entendimos que el todo viene de la nada, es porque esa “nada” es fundamental para que en futuro se convierta en todo.

Es necesario saber que la palabra MÚSICA es “el arte de las musas” en griego, y que como toda manifestación artística, es un producto CULTURAL. El fin de este arte es suscitar una experiencia estética en el oyente, y expresar sentimientos, emociones, circunstancias, pensamientos o ideas. La música es un estímulo que afecta nuestro campo perceptivo; así, el flujo sonoro puede cumplir con variadas funciones, que ya dependería de nuestro estado de ánimo. Por otra parte, la palabra EMERGENTE, es aquello que nace, sale, tiene principio de otra cosa y talento nato para ello. Al unir estas dos palabras, tenemos una frase que enmarca un concepto infravalorado pero indestructible a la vez: La música emergente.

Este concepto, que es el alfa de los conocedores y el omega de los desentendidos, es un factor que debemos valorar como propio, ya que ese rebelde que está haciendo ruido estruendoso con su instrumento desde su habitación, es un artista emergente. Esas personas que ensayan apasionadamente sin parar y no han podido tocar en grandes tarimas, son artistas emergentes y estos hechos, los convierten en independientes con gran probabilidad. Ese artista que rechazó a su productor porque no le gustó el rumbo que estaba tomando su música, es un artista independiente. Ese gran vocalista que está rimando versos en el metro y es ignorado por muchos, es un artista independiente y por ende, todos hacen música independiente, unos mejores que otros, pero allí están. Cada uno de estos ejemplos tienen algo que decir, todas esas canciones tienen una historia increíble detrás de los acordes. Pero lo más importante; todos esos músicos, queramos o no, tienen la ciudad impregnada en sus interpretaciones, porque viven en la ciudad, componen en la ciudad, ensayan en la ciudad y tocan en la ciudad. Estos individuos, que por lo general, no les importa el dinero o la opinión de las personas, son los más fieles embajadores musicales de sus respectivas ciudades, esas mismas que desconocen el potencial de su propuesta.

Para que estos rebeldes con o sin causa sigan adelante, es necesario el apoyo de todos, el de las personas comunes, hablamos también de los productores,  organizadores de eventos, sellos discográficos, medios de difusión, managers y otros artistas independientes que no quieren salir de esa burbuja mediática o que no quieren ver más allá de sus narices. La música independiente es una realidad, y una potente. Esa necesidad de autogestión, de ese make yourself que muchos músicos no pueden y no quieren detener, lo tenemos de frente. Es de extrema importancia el impacto de sacar la innovación y el refrescamiento que trae un artista emergente a una escena, porque sin ellos todo se estanca y todo sería monótono.  ¡Es el momento de hacer algo al respecto!

Comments

comments

Scroll to top